El Cabildo de Fuerteventura perpetúa la Central Eléctrica en El Charco

8 febrero, 2013
  • El Gobierno de Canarias asegura que El Cabildo de Fuerteventura no ofrece alternativas viables técnica y ambientalmente que permitan desmantelar la central de El Charco

El Partido Popular de Fuerteventura denuncia que la nefasta política energética de El Cabildo de la isla no permitirá el desmantelamiento de la Central Eléctrica de El Charco porque en el Informe de Sostenibilidad Ambiental, ISA, no se han presentado “alternativas técnicas y ambientalmente viables”.

Así lo ha confirmado el Gobierno de Canarias a una respuesta escrita presentada por el diputado regional del Partido Popular de Fuerteventura, Fernando Enseñat, en la que se recoge que el Informe de Sostenibilidad Ambiental sólo presenta una propuesta viable para trasladar la Central, siendo ésta Zurita como central principal, y Guerepe como secundaria.

Sin embargo, esta única alternativa incumple los requisitos exigibles en los Informes de Sostenibilidad Ambiental de contener varias soluciones viables para este tipo de instalaciones”.

Es decir, “que los vecinos de El Barrio capitalino de El Charco deberán seguir aguantando las molestias de una Central Eléctrica porque el Cabildo ha hecho dejación de funciones y condena a la isla a la parálisis constante porque no ha sido capaz de sacar adelante un Plan Insular que permita dar respuesta a las necesidades de los majoreros. Y esta sí es una preocupación histórica y justa de los vecinos”, reseña Enseñat.

El Gobierno de Canarias descarta así la propuesta de Monteagudo porque está situada en una Zona de Especial Protección para las Aves y esto implica que construir accesos viarios y de evacuación de la red será difícil. Y lo más importante: estas autorizaciones van a estar supeditadas al cumplimiento de la Ley 42/2007 de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad que fija que sólo se podrá desclasificar una zona ZEPA, cuando no existan más alternativas al proyecto que pretende aprobarse”.

“Alternativas que sí existen” asegura la portavoz de los populares en el Cabildo de Fuerteventura, Águeda Montelongo, “se lo hemos dicho en los plenos y en todas las mociones que hemos presentado relativas a la Central de El Charco”.

Precisamente, el Ejecutivo canario asegura que Zurita es una alternativa “mejor valorada” y que, en consecuencia, “debió de haberse excluido Monteagudo”.

“En la pasada legislatura nos equivocamos todos los partidos políticos por apostar por Monteagudo. Nosotros hemos reconocido desde el principio de legislatura que es hora de rectificar y no perder más tiempo: debemos consensuar un nuevo emplazamiento para la Central Eléctrica de Fuerteventura y, sin demagogias, impulsar el desmantelamiento de la actual y asegurar el futuro energético de la isla”, asegura la consejera.

El Ejecutivo Canario, además, advierte al Cabildo de Fuerteventura de que el objetivo de la Revisión del Plan Insular debía haber sido precisamente el estudio riguroso (técnico, territorial y ambiental) de la totalidad del territorio insular y, en función de los criterios de exclusión propuestos, identificar los emplazamientos viables.

El Plan Territorial Especial de Ordenación de Infraestructuras Energéticas, recuerda el Ejecutivo regional, “contemplaba emplazamientos potencialmente factibles para la generación convencional de energía eléctrica que podrían haber sido analizados en el ISA”

“Esto nos lleva a pensar una vez más, que la respuesta del Gobierno de Canarias al Informe de Sostenibilidad Ambiental es un no rotundo al modelo propuesto por el Cabildo de Fuerteventura”, asegura Montelongo.

“El Gobierno del Cabildo está escondiendo el informe de la ponencia técnica en la que el Gobierno rechazó el ISA. Exigimos conocer ya dicho documento y no esperar a que la consejera capitule el próximo 17 de febrero caducando un PIOF que ha supuesto una gran pérdida de tiempo y dinero”.

Más motores para El Charco

El pasado 5 de marzo, el Partido Popular de Fuerteventura rechazó frontalmente la decisión del Gobierno de Canarias de autorizar dos motores más para la central energética de Las Salinas, en el barrio capitalino de El Charco porque consideran que, lejos de intentar desmantelar esta central perjudicial para los vecinos, lo que hacen es prolongar la vida de estas instalaciones y parchear el futuro energético de la isla sin ofrecer más alternativa.

Esta ampliación se tradujo a finales de año en dos nuevas turbinas, las denominadas 10 y 11, por las que el Ayuntamiento de Puerto del Rosario ingresó en concepto de licencias, más de 150.000 euros.

Los populares critican que no se tenga en cuenta a los vecinos del barrio de El Charco que, durante años han denunciado las molestias que sufren por la central energética a pesar del compromiso firme de las instituciones para intentar desmantelar estas instalaciones.

Los concejales del Partido Popular en el Ayuntamiento de Puerto del Rosario exigen al Alcalde que “rechace la política energética del Cabildo de Fuerteventura que no hace más que condenar a los vecinos de El Charco, porque lo que parece que es peligroso para unos vecinos no lo es tanto para otros”, asegura el portavoz del PP en el consistorio, Carlos Figueroa.

“El Ayuntamiento debe pronunciarse y exigir al Cabildo que consensúe ya una ubicación definitiva y factible para estas instalaciones y que el Gobierno de Canarias le de trámite de urgencia, con el objetivo de desmantelar esta central”.

El Partido Popular de Fuerteventura reitera que ofrecen diálogo, debate y compromiso para consensuar un emplazamiento para la central. “Encontrarán en el Cabildo nuestra mano tendida si es para trabajar por la isla”, señala Águeda Montelongo.

Anuncios